26 jun. 2010

Huele a mierda fresca


Quiero decir algo que puede escocer.
¡No, estoy segura de que escuece!, pero no me atrevo a abrir mas heridas. Ya tenemos demasiadas que limpiarnos cada día como para engendrar nuevas.
Es realidad no es un “quiero”, es un necesito, porque ese “algo” es una mierda fresca que acabará pudriéndose en mi cabeza y, la verdad, la cloaca de mi sesera ya está suficiente llena como para seguir cagándose en ella.
Pero no, buscaré otra forma de tirar de la cisterna para que este hedor no impregne a otra mente tan pútrida como la mía.
Al fin y al cabo yo soy la hembra alfa.

No hay comentarios: